Sevilla Park o el cuento de la lechera

Sevilla Park es un cúmulo de falsas expectativas y promesas vacías

IU no está en contra del proyecto anunciado como «Sevilla Park» por gusto… estamos en contra porque defendemos un modelo de ciudad que huya de las grandes superficies comerciales que nos hacen contaminar más, destruyen empleo en los barrios y sólo crean empleo de baja calidad.No nos gustan las ciudades pensadas como parques de atracciones sino las ciudades pensadas para vivir de forma cómoda y cohesionada, donde el centro sea el vecino en su día a día y no la oportunidad de negocio de unos pocos frente al interés de la mayoría.

El proyecto de Sevilla Park está repleto de falsas expectativas. Nos quieren hacer creer que podría generar miles de puestos de empleo (es el argumento preferido en época de crisis y paro… todo genera empleo, cualquier proyecto crea centenares de puestos de trabajo).

¿Nos hemos parado a pensar qué tipo de empleo se crearía? ¿Nos hemos parado a pensar cuántos puestos de trabajo consolidados destruiría? Nos encontramos ante una falsa expectativa de creación de empleo, se trata de un gran centro que destruiría el tejido comercial de cercanía de la zona con su consecuente destrucción de puestos de trabajo… es algo sobradamente conocido, nos cargamos a los pequeños comerciantes para contratar a jóvenes por cuatro duros en tiendas de grandes compañías que se llevan la riqueza a otros países. No dejemos que nos engañen con las promesas de empleo… Zoido fue un maestro en este sentido y la realidad siempre demostró cuan falso era su argumento. Es más, de los 2500 empleos prometidos en el Sevilla Park se pasó a sólo 500. ¿Vamos a dejar que nos sigan mintiendo?

A la mentira del empleo hay que sumar la falsa expectativa de los plazos, nos dijeron que en 2015 estaría Beyoncé cantando en nuestra ciudad… y la realidad ha demostrado que es mentira. Ni se construye tan rápido ni dejan de aparecer inconvenientes técnicos para iniciar el proceso.

Y la falsa expectativa cultural. Nos venden que va a ser un gran centro cultural que atraerá a grandes artistas y a miles de espectadores cuando la realidad es que el 81,25% del suelo es para uso comercial. Nos hacen creer que estamos ante un proyecto cultural cuando en realidad es un gran centro comercial… y ya he comentado cuál es nuestra opinión sobre las grandes superficies y sus consecuencias.

Y como ya se ha dicho antes, están los inconvenientes técnicos que han surgido durante el proceso: existen dudas por la cercanía de unos depósitos de combustible de la compañía CLH y el poryecto también colisiona con el tren del puerto que pasa por allí.

Y si nos centramos en el territorio, el distrito de Los Remedios no necesita un centro comercial ni un auditorio sino que nos esforcemos en la construcción de equipamientos públicos tan necesarios y escasos en aquella zona: centro de salud, colegio, centro de día…

A todo esto habría que sumar qué modelo de ciudad queremos para Sevilla, desde IU partimos en que no queremos un «parque de atracciones» y que hay que apostar por el pequeño comercio y el de cercanía frente a las grandes superficies (esto creo que ha quedado suficientemente claro).

proyecto-sevilla-park--644x362¿Queremos un gobierno municipal que ceda terreno público al primero que pase con un proyecto? Pues tampoco. La planificación urbanísitica no puede estar al servicio de los intereses económicos del sector privadopese a los anuncios grandilocuentes.

Ahora el gobierno municipal ha sacado otro argumento a relucir y es el de «el Ayuntamiento no invierte nada y no pierde nada, es todo una inversión privada». No nos convence, por lo mismo que he dicho antes… no podemos regalar suelo público al primero que llegue con un proyecto bajo el brazoy menos aún si es un proyecto como el de Sevilla Park.

En definitiva, no queremos otra gran superficie comercial en la ciudad yharemos toda la pedagogía necesaria para contrarrestrar los cantos de sirena que nos quieren pintar este proyecto como algo bueno para el empleo y la promoción de la ciudad.

Como dije en el Pleno de Investidura, el gobierno de esta ciudad tiene que dejar de comportarse como un consejo de administración para las empresas privadas.

Los Presupuestos Generales en Sevilla: la historia de siempre

Presentación de los Presupuestos Generales del Estado para 2016

Presentación de los Presupuestos Generales del Estado para 2016

Si en la anterior entrada hablaba del dragado como «el día de la marmota», en el tema de los Presupuestos Generales del Estado para nuestra ciudad podría usarse la misma comparación.

Y es que a nadie le extraña, por desgracia, el olvido de infraestructuras demandadas por la ciudad desde hace lustros como la ampliación del cercanías, la comisaría del Polígono Sur o la mejora del Museo de Bellas Artes o el Arqueológico…

Cuando se publican los Presupuestos, volvemos a la historia de siempre… aunque este año hay un problema más: las fechas elegidas por el Gobierno Central para publicar e iniciar los trámites de los presupuestos, en pleno mes de agosto.

Esto implica que no va a haber un Pleno del Ayuntamiento entre la publicación de los presupuestos y el final de su trámite (a mediados de septiembre). Ni habrá debate entre los concejales de la ciudad, ni se van a poder presentar mociones para recabar apoyos y exigir (todos a una) una mejor financiación para nuestra ciudad.

Unos presupuestos con agosticidad y alevosía que el Gobierno de Mariano Rajoy intenta colarnos por la puerta de atrás, en pleno verano, sin que los Ayuntamientos puedan menear mucho el tema (más allá de las típicas declaraciones en prensa y cruce de acusaciones) y a tres meses (como mínimo) de las elecciones generales.

Más allá de lo peculiar de esta ocasión, la artimaña de adelantar un trámite que siempre ha sido a finales de año, las ausencias en las cuentas estatales para la ciudad vienen a ser las de siempre.

Cristobal Montoro (diputado por la provincia de Sevilla) no creo que esté por la labor de auto-presentarse muchas enmiendas, el PSOE parece estar en otra cosa… en realidad, PP y PSOE ya han iniciado ese aburrido juego de declaraciones cruzadas y ‘tú más’. Por eso queremos que se reúna de forma extraordinaria la Junta de Portavoces para ver cómo podemos concretar el debate necesario entre fuerzas políticas para ejercer presión y exigir unos mejores presupuestos para la ciudad.

Lo que defiende Izquierda Unida es conocido: unos presupuestos que ayuden a reactivar la economía, a combatir las desigualdades y a construir una ciudad más habitable y cohesionada. Tampoco vamos a pedir más que otros (que por cuestiones socioeconómicas y reparto de riqueza se podría hacer) sino igualarnos, al menos, a la media nacional. En el caso de la ciudad de Sevilla, faltarían unos 13 millones de inversión para llegar a dicha media.

Para Izquierda Unida es fundamental la inversión en la red de cercanías, hablamos de la demandada ampliación hasta Torretriana y la unión en Blas Infante con la línea 1 de metro. Desgraciadamente Sevilla seguirá siendo una de las grandes ciudades de España donde no existe una red real de cercanías.

Un año más, tampoco aparece nada de la Comisaría del Polígono Sur por mucho que el Delegado del Gobierno, Antonio Sanz, diga que sí… Sólo se contemplan 255.000€ para comisarías en general, ni se especifica que sea la del Polígono ni es cantidad suficiente para empezar las obras. De nuevo, ante otro incumplimiento del Gobierno Central con Sevilla.

Y si la Comisaría no aparece, mejor no hablamos del soterramiento de las vías del tren a su paso por el Polígono Sur… algo que parece que ha descartado el Partido Popular por carecer de rédito económico el construir allí, es decir, vinculan la cohesión de un barrio marginado con la especulación urbanística. Como no puede haber pelotazo… no conviene.

Las pantallas acústicas en la SE-30 a su paso por las barriadas de Amate o el acceso a La Música tampoco se contemplan. En definitiva, pequeñas inversiones que podrían mejorar el día a día de muchos sevillanos y que ayudarían a construir ese modelo de ciudad cohesionado e igualitario al que aspiramos desde Izquierda Unida.

Mención aparte para el Museo de Bellas Artes y el Arqueológico, protagonistas (por su ausencia) desde hace años en los presupuestos estatales. Compromiso tras compromiso que se va incumpliendo dejando en el olvido a la segunda pinacoteca más importante del país.

Rueda de prensa sobre los PGE, junto al diputado José Luis Centella

Rueda de prensa sobre los PGE, junto al diputado José Luis Centella

Desde Izquierda Unida, a través de nuestro diputado José Luis Centella, vamos a presentar una serie de enmiendas para reclamar al menos los 13 millones que nos corresponden para estar en la media… aunque sea agosto, aunque el PP no quiera que nadie se entere que vuelven a darnos la espalda desde el Gobierno Central.

Por parte de Izquierda Unida no va a faltar la crítica y la propuesta para mejorar estas cuentas. Valga esta entrada en el blog para ambas cosas… aunque sea agosto.

Entrevista en El Mundo: «Llevo siempre encima el acuerdo con Juan Espadas para recordarle lo que firmó»

14391358933898

Entrevista de Francisco Javier Recio para El Mundo (10/08/2015)

En Daniel González Rojas (Sevilla, 1988), Izquierda Unida depositó mucho más que la candidatura a la Alcaldía y la portavocía del grupo municipal. Es su apuesta de futuro en Sevilla después de la experiencia con Antonio Rodrigo Torrijos y José Manuel García, ambos imputados en los tribunales, y en medio de un escenario político en el que, tras la aparición de Podemos, IU busca su lugar en el mundo.

Enhorabuena. Mantener los dos concejales con la que está cayendo en la izquierda es digno de ser reconocido.

Es verdad que nos daban por muertos, pero hemos sobrevivido. Hombre, estamos contentos, aunque nos habría gustado conseguir más

Y aún más mérito para usted si se tiene en cuenta el pasado reciente de IU en el Ayuntamiento, con dos anteriores portavoces imputados.

Antonio Rodrigo Torrijos y José Manuel García no han sido ningún obstáculo. Defendemos su inocencia. No tenemos nada que ocultar en ese aspecto, y lo demostramos en el anterior mandato pidiendo en cuatro ocasiones una comisión de investigación. Esos compañeros han dado un paso al lado, pero no hay nada que ocultar.

¿Esas imputaciones le sirven de advertencia?

Me ponen de manifiesto lo que supone ser portavoz de IU en Sevilla. Es evidente que nos van a dar por todos lados. Somos un partido anticapitalista, y el capitalismo va a aprovechar cualquier grieta para atacarnos. Yo ya lo estoy padeciendo, pero estaba prevenido.

¿Cómo ha sido la transición de ciudadano de a pie a concejal?

Desde que me eligieron candidato el 14 de febrero no he parado, con una campaña detrás de otra. La llegada al Ayuntamiento ha sido sólo un paso más en ese proceso.

Hablando de ‘ciudadano de a pie’. ¿Cómo viene al Ayuntamiento?

Ahora que hace calor, en autobús. Después vendré en bici.

Ahora se pone en cuestión el uso del coche oficial. ¿Qué harán ustedes con el que les corresponde?

El coche es una herramienta de trabajo. Es verdad que en este país se ha hecho un mal uso del coche oficial, Ana Botella lo usó hasta para ir a la peluquería. La decisión que incluimos en el acuerdo con el PSOE es que los coches estuvieran asignados a los grupos, no a los portavoces. Lo usaré yo si me es necesario, y lo usará cualquier funcionario del grupo cuando haga falta.

El coche oficial, la limitación de sueldos… ¿Cree que en la política actual hay una exgeración en los gestos?

No podemos demonizarlo todo porque antes haya habido un abuso. Los políticos cobramos porque, como cualquiera, tenemos que comer y pagar el alquiler. Y si tienes que estar a las diez en un sitio y a las diez y media en otro, necesitamos un transporte. No por eso estamos derrochando ni somos unos vividores. Conste que en IU, por estatutos, cobramos el triple del salario mínimo desde hace tiempo.

Han sido ustedes implacables con Espadas en las primeras semanas. ¿Va a ser así todo el mandato?

Los ciudadanos nos han puesto en la oposición, y ése va a ser nuestro papel. No es una estrategia de unos meses, es nuestro trabajo.

Pero ustedes le han hecho alcalde. Sorprende esa dureza.

Le hemos hecho alcalde con un acuerdo programático, y le vamos a recordar a cada paso lo que firmó. Yo lo llevo siempre encima, en el bosillo de la chaqueta. Esto no es un gobierno de coalición.

En esa forma de hacer oposición, ¿hay también una estrategia para remarcar su personalidad frente a Participa Sevilla?

No. Participa tiene su forma de trabajar, ellos verán.

Haga balance de la gestión de Espadas en estos dos meses.

Está anunciando mucho y haciendo poco. Le pongo un ejemplo: vendieron las oficinas antidesahucio a bombo y platillo. Nosotros llamamos a las unidades de trabajo social y no existían tales oficinas. Ese tipo de actitudes nos preocupa. Pero también valoramos que se mantenga dentro del acuerdo.

Da la impresión de que los planteamientos económicos de Espadas están más cerca de los del PP que de los suyos. ¿No teme que cuando llegue el momento de adoptar grandes decisiones les dé la espalda?

Que el PSOE está en muchos ámbitos más cerca del PP que de nosotros es indudable. Son dos caras de la misma moneda. Si Espadas quiere echarse en los brazos de Zoido, él sabrá lo que hace. Nosotros no le vamos a apoyar en todo.

¿Y los presupuestos?

Espero que no lo haga en los presupuestos, por el bien de los ciudadanos. Ahí es donde van a estar las prioridades: plan de empleo, servicios públicos… Si en ese momento recurre al PP, sería un incumplimiento de nuestro acuerdo.

¿Y?

Desde luego, no apoyaríamos los presupuestos. Y, al día siguiente, ya se verá.

Aparte del de los muñecos, ¿hay más comentarios polémicos en su Twitter? Más que nada, para ahorrar a muchos seguir buscando…

Bueno, depende de lo que se entienda por polémico… Tengo la conciencia tranquila. Nunca he amenazado, nunca he escrito nada que se me pueda recriminar.

¿Están siendo mirados con lupa por un sector de la ciudad?

Sí. Es lo que le decía de los anteriores portavoces…

Bueno, eso es diferente, ahí hay imputaciones judiciales.

Me refiero a las críticas que han recibido. Se cumplen los mismos cánones desde Luis Pizarro. Cualquier cosa sirve para machacarnos. Preferiría que hicieran crítica de la labor política que hacemos y no de si hablamos de solsticio de invierno.

IU siempre se ha mantenido distante respecto de los actos religiosos y eso nunca fue un problema. ¿Qué ha cambiado? ¿Son ustedes ahora más radicales o es que la ciudad es más rancia?

No ha cambiado nada. Algunos se llevan las manos a la cabeza por que defendamos que el Ayuntamiento no participe en actos religiosos. ¿Por qué? Defendemos la separación Iglesia-Estado. Me alegro, de todas maneras, de que haya surgido este debate y de que algunos se estén dando cuenta de que quienes se están cargando ese mundo son los de dentro, no los agnósticos ni los ateos.

Pero usted ha hablado de prohibir la participación de concejales en las procesiones. Lo de prohibir casa poco con el Estado de Derecho, ¿no cree?

No se trata de prohibir. Lo que ha hecho Espadas es un error, porque, al final, está regulando la presencia del Estado en la Iglesia. Para eso prefiero lo de antes, y que cada uno actúe en conciencia. Lo idóneo es lo que se ha hecho en Zaragoza, donde se ha modificado el protocolo para que ningún concejal vaya a un acto religioso en representación del Ayuntamiento. Eso no es prohibir.

Si la regulación consiste en impedir que vayan, sí es prohibir…

La palabra prohibir suena muy mal. El objetivo no es una imposición, sino llegar a un consenso. No entendemos que un concejal, como tal, vaya a un acto religioso. Otra cosa es la vida privada. Yo soy el primero en ir a ver la Semana Santa. Pero como Daniel González, no como ilustrísimo señor.

 

El dragado o el día de la marmota

dragado

Esto es el día de la marmota… cada 25 años desde hace más de dos siglos se crea una alarma con que el puerto agoniza y que es necesario acometer la «operación X» para afrontar la amenaza de colapso y garantizar el futuro del Puerto. Ahora ha tocado el dragado del Guadalquivir…

El Tribunal Supremo ha declarado la nulidad de dicho dragado por ser nocivo para Doñana, al tiempo que insta a las administraciones públicas a “acatar” este fallo judicial y a “no generar más falsas expectativas” en torno. Aún así, el Partido Popular presentó una moción el pasado pleno para crear una mesa y «defender el dragado ante las instituciones», dicho de otra forma, para seguir generando falsas expectativas.

El Tribunal Supremo coincide con los expertos de la Comisión Científica en que el dragado de profundización resulta incompatible actualmente con la conservación del estuario y de Doñana. Ante esta realidad, poco más se puede añadir u objetar.

Esta sentencia viene a zanjar por ahora el debate público sobre el dragado, por mucho que algunos se empeñen aún en negar la evidencia de los hechos. Pedimos desde Izquierda Unida sensatez y cordura a los grupos políticos y a las instituciones públicas, una vez que ya está bastante claro que el dragado del Guadalquivir ahora mismo es inviable.

En este tema lo importante son las condiciones medioambientales, que se garantice al 100% la seguridad medioambiental del conjunto del río… mientras tanto, no hay tu tía. Y por eso no caben ni mesas de negociación, ni consultas populares… ni es una decisión que pueda tomar este Ayuntamiento de forma unilateral. Dejemos de marear la perdiz.

Por eso, todo lo que sea restar importancia a la sentencia e insistir en que nada ha cambiado supone un ejercicio de irresponsabilidad, que sólo va a servir para confundir a la ciudadanía y para alimentar falsas expectativas en la población.

Y la gente ya está cansada de venta de humo, de falsos titulares, de promesas de creación de empleo… seamos serios.

A pesar de todo, la abstención del grupo socialista hizo que la moción saliera adelante… así que el Ayuntamiento de Sevilla tendrá su propia mesa para defender algo que, actualmente, es inviable. Una marmota hiberna en el Salón Colón.