Desayuno con El Correo de Andalucía: «IU no va a dejar que gobierne la derecha en Sevilla, ni las políticas de derecha»

desayuno-elcorreo

Más de una docena de periodistas sometieron ayer al candidato de IU a la Alcaldía, Daniel González Rojas (más conocido en el mundo twittero por @rojosevillano), a casi un tercer grado. Dos horas de preguntas en las que el candidato a alcalde más joven –solo tiene 27 años, pero con experiencia en el debate político– desgranó sus propuestas, que no promesas, que piensa poner en marcha si llegan al Gobierno local. Un cuestionario en el que participaron nos solo los responsables de la redacción de esta casa, sino también los colaboradores: Javier Aroca, Antonio Zoido, Mar García y Fernando Álvarez-Ossorio.

—La primera pregunta obligada es: ¿en caso de alcanzar la Alcaldía cuál sería la primera medida que tomaría?

—Pese a que el Ayuntamiento no tiene competencia en empleo, si es su obligación crearlo, por ello proponemos un plan de empleo presupuestado en 30 millones de euros, que haga hincapié en los barrios más necesitados: Torreblanca, Polígono Sur, Polígono Norte y Tres Barrios-Amate. Estará enfocado a familias que no tienen ingresos y a las que les daremos un contrato de seis meses para que después puedan tener derecho al subsidio. Una medida extraordinaria para una situación extraordinaria. 30 millones de euros es mucho dinero, pero no supone ni el cuatro por ciento del presupuesto. El PP ha estado pavoneando con tener un superávit de 60 millones. Con eso haríamos dos planes de empleo, es decir, el problema no es el presupuesto es la voluntad política, que no la hay ahora mismo.

—Gran parte de las esperanzas de la izquierda de Sevilla era concurrir unida a las municipales. Finalmente esto no ha podido ser. ¿Cómo puede afectar a su candidatura y qué ha pasado para que no haya sido así?

—Los partidos a la izquierda del PSOE deberían ir unidos. Ahora parece que la convergencia está de moda, pero IU es eso, la confluencia corre por nuestras venas. En verano participamos en la plataforma Ganemos Sevilla porque así se decidió, dejando clara nuestra posición, que no ha cambiado en este proceso. Queríamos una candidatura única nítidamente de izquierda, porque no nos valía las ambigüedades, en una coalición electoral. Y la tercera premisa era que IU_siguiera su proceso al margen, con un programa y candidatura que se pusiera al servicio de esa plataforma. Al final, ha sido un mareo, tranquilamente lo puedo decir. Se echaba el tiempo encima y por eso IU elaboró su propia candidatura. Creo que a IU no le afecta mucho, pues si la gente quiere votar a una candidatura de izquierda, con un proyecto consolidado, la única fuerte, que se conoce los barrios, y que no es producto del marketing o de una papeleta ficticia y de última hora es IU.

—¿Qué opinión tiene sobre las coaliciones, en concreto con el PSOE, que ha despreciado a unos dirigentes de su partido?

–No es el momento de pactar con el PSOE, la experiencia de Andalucía ha demostrado que no es de fiar, y no es que nos hayamos dado cuenta ahora, sino que fue la gota que colmó el vaso. El PSOE nunca ha sido para IU la madre de su convergencia, es un aliado táctico en momentos puntuales, pero nuestros aliados reales para cambiar este país son todas las fuerzas a la izquierda del PSOE.

–¿Cree que estáis haciendo más por Sevilla desde la oposición que desde el Gobierno?

–Hemos hecho una oposición constructiva, con propuestas en los plenos y las juntas municipales, pero creo que los ocho años en el Gobierno transformamos Sevilla, que ha tenido dos grandes transformaciones en el último siglo: en el 92 y en eso ocho años. Todo lo que la gente recuerda como positivo era materia de IU: el carril bici, las miles de VPO, la atención a las familias, las políticas de empleo, las peatonalizaciones… Cosas que no tuvo la ciudad cuando el PSOE gobernaba sin IU.

—Pero es una contradicción, porque habla de un balance positivo, pero luego parece que esa coalición ha sido un pecado que jamás se repetirá. Y eso sería como caparos políticamente, porque si no vais a lograr la mayoría absoluta y no vais a pactar…

—He dicho que el PSOE no es el elemento con el que nosotros queremos construir el nuevo país al que aspiramos, es un aliado táctico en elecciones concretas. En las coaliciones locales siempre estará por delante el programa y las bases decidirán si entramos o no en el Gobierno.

—A @rojosevillano, a Dani González, ¿le alivia que Podemos auténtico no se presente a estas municipales?

—No me tranquiliza, me da mucha lástima que partidos políticos renuncien presentarse a las elecciones municipales porque entendemos que los ayuntamientos son fundamentales para cambiar el país.

—En algunas encuestas IU tiene casi un pie fuera del Ayuntamiento, eso unido a que su anterior candidato se ha visto involucrado en casos de corrupción, ¿cómo se enfrenta a esta campaña y qué acciones vais a tomar más allá de las caras nuevas?

—Solo conozco una encuesta que está muy alejada de la realidad, está desfasada. Amén de que las encuestas son eso, y la única verdadera es la del día 24. Ni IU ni yo nos dejamos guiar por las encuestas porque son más creadoras de opinión que su reflejo. Nosotros tenemos el problema de que lo que pasa en la Casa Mayor no trasciende fuera, pero en los últimos meses hemos pedido tres comisiones de investigación. IU no tiene nada que ocultar. Paradójicamente el que se ha negado es el PP, algo tendrá que esconder. En cuanto al desconocimiento, es verdad que soy desconocido, pero IU es un proyecto colectivo.

—Si por principio se excluye al PSOE de la izquierda, ¿no se está renunciando a posibles periodos fructíferos de Gobierno y se está dando la victoria a la derecha?

—IU no va a dejar que gobierne la derecha en Sevilla, ni las políticas de derecha. Y si insiste en preguntar si el PSOE es de izquierda, pues el partido que ha reformado la constitución anteponiendo el pago de la deuda a los servicios sociales, no lo puedo considerar de izquierda.

-¿Sería entonces posible un pacto son el PSOE?

-Insisto, el PSOE no es el elemento con el que IU va a transformar este país, lo haremos con los partidos y la gente que está a la izquierda del partido socialista. Los ocho años de Gobierno fueron fructíferos no porque estuviéramos gobernando con el PSOE, fue porque estaba gobernando IU. Entiendo que un Gobierno en el que esté IU será fructífero. Sobre pactos, primero programa y después siempre la militancia, no es algo que decida el candidato ni la cúpula de IU. Nosotros no vamos a hacer un pacto porque se eche a Griñán o Chaves. Eso me parece una falta de respeto hacia los andaluces tremenda, nosotros apoyaríamos a un gobierno siempre con un programa. Programa, programa, programa.

—Si se antepone el problema del empleo, ¿no se está poniendo por delante medidas a corto plazo y renunciando al papel revolucionario que tiene que tener IU?

—No. Se me ha preguntado mi primera medida como alcalde, que sería un plan extraordinario porque entiendo que hay familias que no tienen nada que llevarse a la boca, pero eso no quiere decir que todas nuestras políticas sean el empleo. Se transforma la ciudad atendiendo los servicios sociales; con la vivienda, que esas 528 vacías del Ayuntamiento se ocupen. Queremos declarar a Sevilla ciudad libre de desahucios, que la Policía Local no actuará en los desahucios. Si IU gobierna tendremos un Ayuntamiento que estará con las familias que lo están pasando mal, garantizando unos mínimos vitales. Y recuperaremos los presupuestos participativos, para que gobierne la gente.

–Los ocho años de Gobierno fueron fructíferos, pero recientemente ha salido la sentencia con los millones que tenemos que pagar a Sacyr por las setas. ¿Qué responsabilidad tuvo IU y qué repercusión puede tener en la campaña?

–Las políticas que transformaron la ciudad eran delegaciones de IU. Al margen, habrá cosas que compartimos y cosas que no. Las setas personalmente no comparto el coste, pero también es verdad que si el autodenominado alcalde del diálogo se hubiera sentado para alcanzar un acuerdo se habría logrado una salida consensuada. Pero no comparto el modelo de las setas, que una plaza sea privada y no pública, ni tampoco su elevado coste.

–¿Si Espadas necesita a IU para gobernar, va a tener el por delante su programa?

–El programa por delante, siempre.

–Con la fractura de Podemos, ¿os podéis beneficiar de esa caída?

–IU es un proyecto de futuro, frente a los que no lo son.

–Su plan de empleo se basa en contrataciones a cargo del Ayuntamiento, ¿cómo se va a desarrollar?

–Estudiaríamos a las familias de las zonas más necesitadas, garantizar un mínimo de ingresos. El Emplea Joven de la Junta, por ejemplo, se ha gestionado mal, sin ver las necesidades de Sevilla. Por eso, lo que haremos es evaluar, con un consejo de empleo formado por sindicatos, empresarios y sociedad civil.

–¿Cuál va a ser vuestra apuesta por la industria en Sevilla ¿Incluye el dragado y la Zona Franca?

–Sevilla no puede convertirse en un parque de atracciones temático, turístico y cultural. La ciudad tiene una tradición industrial muy potente y eso hay que defenderlo. Hay que hacerlo defendiendo el suelo y no eliminando suelo industrial, como con Altadis. En cuanto al dragado, mientras no se garantice el impacto medio ambiental cero en Doñana no se puede hacer. En cuanto a la Zona Franca, es el gran proyecto de Zoido, pero es una cortina de humo. Vamos a ser serios. Zona Franca vale, pero si genera empleo de verdad.

–¿Qué aporta Daniel González a la ciudad entre esta irrupción nueva de partidos? Y, ¿está preparado para ser alcalde? ¿Y para ser oposición?

–Preparado para ser alcalde y oposición, no solo yo, también IU. Sobre qué puede aportar un joven como yo de 27 años, pues es necesario que gente joven dé el paso a la primera línea de la política, pese a que estemos mal vistos. Se dice que los jóvenes no se interesan por la política y, aunque hubo un conato con el 15M, ha muerto, porque esa juventud no ha seguido interesándose. Pero cuidado con los jóvenes, porque los hay buenos y malos y Daniel González Rojas es de los buenos. Este candidato es una persona joven con experiencia, que ha estudiado y trabajado. Pero insisto en que el voto de IU es ideológico, no se vota por el candidato.

–¿Cómo vais a lograr que la gente gobierne?

–Sentándonos con las ONG, con las entidades, presupuestos participativos, algo que no existe porque el PP se lo cargó. Planteamos en el programa que los cargos sean revocables, que aunque la Ley no lo permita si se recoge un número de firmas, el concejal o el alcalde de turno se vaya a su casa. Eso es gobernar obedeciendo. Retomando el diálogo con los agentes sociales en cuestiones presupuestarias o para hacer las ordenanzas.

–¿Qué es lo peor que tiene Sevilla tras el paso del PP?

–Lo peor es el desempleo. Es una realidad que otros partidos no quieren reconocer. Hablan de crear empleo, pero no de la realidad de ciertos barrios, de que hay gente que no tiene nada que llevarse a la boca. La pobreza no solo está en el Polígono Sur; el Polígono Norte necesitaría un plan integral, y Torreblanca, y Tres Barrios-Amate, pero un plan de verdad. Sevilla tiene barrios completamente olvidados por el PP en estos cuatro años.

–¿Cuáles son sus planes para los barrios para revitalizar las entidades vecinales?

–Un modelo participativo, descentralizado de verdad, que es otra promesa incumplida del PP. A las entidades vecinales hay que darles poder, votando los proyectos y los presupuestos y que vean que se cumplen. A la gente no se le da poder creando un buzón de sugerencias. También proponemos consultas populares, que sean vinculantes.

–Se ha hablado mucho de Podemos, pero, ¿cómo evalúa el efecto Ciudadanos en estas municipales?

–A IU le preocupa cualquier incremento de partidos de derecha, si además carecen de proyecto para la ciudad, no son buenos para Sevilla.

–Hablaba antes de mínimos vitales. ¿Eso supone que el Ayuntamiento se haría cargo de las facturas que las familias no puedan pagar?

–Una posibilidad sería unos bonos y otra sentarse con las entidades y negociar.

–Ciudad de la Justicia. ¿Dónde debe ubicarse? ¿Gordales o el Prado?

–Si los Gordales es la solución, adelante.

–Semana Santa y Feria han evidenciado el problema de la botellona. ¿Hay una falta de personal como dicen los sindicatos policiales? ¿Qué medidas se deben tomar?

-La falta de personal se ha visto en la Feria, donde ha entrado comida en mal estado porque solo había un control de entrada. Hay que cubrir las bajas para aumentar el personal. Pero en el caso de la botellona no es necesario más policía, sino ofrecer alternativas, no más presión policial.

–¿La propuesta que trae pasa por enarbolar el pasado de IU? ¿Va a esconder a Torrijos o lo va a sacar a pasear?

–A las personas no hay que pasearlas, lo que hay que pasear son las ideologías y los proyectos. Evidentemente, vamos a reivindicar lo que IU ha hecho cuando estaba en el Gobierno, recuperarlo e ir más allá.

–Sacar un concejal será más caro. ¿Cuál es su porra? ¿Con cuántos concejales se ve?

-Mi porra va a ser 16 concejales para IU y el resto a repartir entre los otros porque no nos gustan las mayorías aplastantes, que haya diálogo.

–Dígame algo bueno que haya hecho el alcalde y no vale hacerse la foto.

–No puedo decir que haya hecho bien nada. Solo la foto, el marketing.

–¿Cree que los resultados de las autonómicas son extrapolables? ¿Dos concejales es para IU una victoria política?

-No lo son, porque los jugadores del partido no son los mismos. Y una victoria política son los 16 concejales

–PP y PSOE apuestan ya por la cultura de pactos…

–No quieren sacar la patita públicamente, pero hay un pacto oculto para defender el bipartidismo.

–¿Hacia dónde debe orientarse Sevilla para encontrar nichos de empleo?

–Las nuevas tecnologías y apostar por ello. No como se ha hecho en Altadis, que era un suelo industrial y podría alojar a industria de alta tecnología. El camino es ese, pero se está haciendo justo lo contrario.

–¿Cuál es su gran proyecto de ciudad?

–La ciudad que IU quiere construir la define nuestro lema: pan, trabajo y techo. Una ciudad sin desigualdades, que olvide las grandes superficies, las grandes construcciones y apueste por la economía social, que es la que crea empleo. En estos cuatro años lo que se ha hecho es regalar la ciudad a grandes empresarios para crear grandes superficies, y eso no crea empleo.

–¿Puede perjudicar que le clasifiquen con el viejo discurso de izquierda? ¿Por qué la gente no vota a IU?

–Lo llevamos en el nombre. IU no puede jugar a la ambigüedad, eso es de otros partidos que juegan más a la transversalidad. Hoy más que nunca es necesario ser de izquierda o de derecha. IU no está para captar votos, sino para transformar la sociedad. Por qué no nos votan, porque no hemos sabido transmitir nuestro mensaje. Ser de izquierdas es estar con la mayoría social, por eso los obreros no pueden votar a la derecha. Y eso pasa.

–¿Cuál es su propuesta cultural?¿Prohibirá los toros y el circo?

–Proponemos una cultura menos elitista y acercar la cultura a los barrios y a los colegios, facilitando el acceso a las personas que no pueden. En cuanto a los toros, no los vamos a prohibir, pero el Ayuntamiento no debe fomentarlo. Y vamos a prohibir los circos cuando haya animales. En Málaga se hace.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*