Vallas para el Polígono Sur

Plano del Parque del Guadaíra, que va desde Heliópolis hasta el Polígono Sur.
Dicen que una imagen vale más que mil palabras.
 
Si uno pasea por el Parque del Guadaíra (una lengua de zona verde con más de 60 hectáreas que une el Polígono Sur, Los Bermejales, Heliópolis, Pedro Salvador y Elcano), puede observar a primera vista las diferencias entre barrios que existen en Sevilla.
 
Desde la Avenida de Las Razas (sic) podemos ver un parque largo y estrecho abierto a los barrios de sus dos lados, donde el viario y las viviendas se integran con normalidad con la zona verde.
 
Esto pasa hasta que llegamos a la zona del Polígono Sur, allí comienzan a verse vallas. Lo que era un parque integrado en la ciudad, se convierte en una zona aislada de las viviendas y donde no es tan fácil acceder.
 
Cabe recordar que cuando el parque se inauguró (allá por 2014) se hizo sin haber resuelto el acceso por el Polígono Sur: sin puertas, sin paso de peatones ni semáforos.
 
Parque del Guadaíra, a la altura del Polígono Sur.

Un ejemplo más de la ciudad a dos velocidades, de la desigualdad entre barrios y de la forma de actuar desde el urbanismo en ellos, una muestra de la “arquitectura del miedo”, donde cada vez hay más dispositivos de control (en este caso, vallas, cadenas y candados) en los espacios públicos donde se desarrolla la actividad social… pero, al parecer, sólo hay miedo a unos vecinos en concreto.

 
Mañana llevamos a Pleno una moción para reactivar el Plan Integral del Polígono Sur, no tiene nada que ver con esto del parque y de las vallas… o sí.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*